Trump envía a su vicepresidente a la toma de posesión de López Obrador

Comparte con tus amigos...

MÉXICO – El vicepresidente Mike Pence encabezará la delegación del Gobierno estadounidense en la toma de posesión de Andrés Manuel López Obrador como presidente de México el próximo 1 de diciembre. Así lo anunció este miércoles Obrador tras hablar por teléfono con el mandatario estadounidense, Donald Trump. Pence suele encargarse en la Casa Blanca de la relación con América Latina y ha visitado en varias ocasiones la región. En cambio, Trump todavía no ha viajado a América Latina como mandatario.

La llamada estuvo marcada por el nuevo acuerdo de libre comercio, anunciado el domingo, entre EE UU, México y Canadá que sustituirá al Nafta, en vigor desde 1994. Trump ha vendido el pacto como un éxito de su cruzada proteccionista para reformar los tratados comerciales que considera poco ventajosos para EE UU. López Obrador lo ha llamado un “buen acuerdo”, que allana el camino en su relación con Washington.



“Ambos presidentes expresaron su apoyo al acuerdo y señalaron que hará a la región más fuerte y competitiva”, señaló la Casa Blanca en un comunicado sobre la llamada. La nota no hace mención al viaje de Pence a la toma de posesión, anunciado horas antes por López Obrador.

Desde la victoria de López Obrador el pasado julio, Trump ha aparcado los reproches encendidos y amenazas constantes a México que dominaron su relación con el Gobierno de Enrique Peña Nieto desde el inicio de su campaña electoral en 2015, cuando prometió construir un muro fronterizo y acusó al país vecino de mandar a “violadores” a EE UU.

Ahora, Trump elogia a López Obrador y promete una relación fructífera. “¡Una gran llamada, trabajaremos bien juntos!”, escribió en Twitter. Por su parte, López Obrador, que ha evitado enfrentarse a Trump, explicó a la prensa en México que el republicano se mostró favorable ante una iniciativa de promoción del desarrollo en Centroamérica que permita abordar las oleadas migratorias hacia el norte. Trump ha acusado reiteradamente a México de pasividad en el control de su frontera sur con Guatemala.